Ofrendas del DĂ­a de los Muertos

Ofrendas del Día de los Muertos, InfoMistico.com

Elaborar una ofrenda para nuestros seres queridos fallecidos es una de las costumbres más populares y exquisitas del Día de los Muertos. Descubre qué componentes son imprescindibles y qué significan.

Ofrendas del Día de los Muertos y qué representa cada elemento

Debido a la importancia de esta fiesta, el Día de los Muertos es una de las celebraciones más significativas de la cultura mexicana.

En todo México se celebran los días 1 y 2 de noviembre, y una de las costumbres más populares es hacer una ofrenda en su honor.

El altar de muertos tiene un simbolismo único que puede parecer morboso para quien no esté familiarizado con la costumbre. Consiste en dar a la persona fallecida pan y, si es mayor de edad, vino.

A través de este ritual, las almas de los que han pasado por el camino antes que nosotros se reúnen con ellos. Se recuerdan sus recuerdos, su legado e incluso sus travesuras.

¿Qué es un altar del Día de los Muertos?

De acuerdo con un comunicado de prensa del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas de México, la tradición de presentar a los difuntos muestra el sincretismo de lo prehispánico con el “Nuevo Mundo” y combina creencias indígenas y europeas.

Cuando se abren las puertas del Mictlán (el inframundo prehispánico) y se tiende un puente que conecta el reino espiritual con el mundo físico, se trata de un rito espiritual o místico en el que se pone la mesa con ingredientes naturales para recibir la visita de los muertos.

¿Qué componentes debe tener una ofrenda?

Si bien la única restricción de lo que puedes poner en una ofrenda para tus seres queridos es tu imaginación, son necesarios varios componentes.

Agua

El vaso lleno de agua se presenta para que las almas puedan saciar su sed después de su arduo viaje desde el Mictlán y el pensamiento de que aún tienen un largo camino de regreso. También representa la pureza del alma.

Sal

El cuerpo etéreo no se corrompe mientras viaja entre los dos mundos, y un pequeño recipiente cóncavo lleno de sal sirve como señal de purificación. De este modo, puede regresar al año siguiente.

Velas

Los prehispánicos utilizaban el ocote, pero al mezclarse con la cultura europea, se añadieron las velas. La llama representa la esperanza, la luz y la fe; ilumina el camino de las almas y las dirige en su regreso a la tierra del descanso eterno.

Es tradicional en algunas regiones de México encender una vela en memoria de cada individuo que ha fallecido.

Incienso o copal

El copal es un símbolo de oración, adoración y respeto que se creó para los dioses prehispánicos. Se emplea para alejar a los espíritus malignos de la ofrenda y para asegurar que las almas de nuestros seres queridos regresen a sus hogares sanas y salvas. El incienso se sigue usando hoy en día.

Flores del cempasúchil

Es una flor originaria de México que solo florece en esta época del año. Se distingue por su brillante tono anaranjado. La “Flor de Muertos” es otro de sus nombres y aromatiza el lugar al que llegará el alma.

Es necesaria cuando el altar está dedicado a un niño, ya que el color que representa es de bondad y pureza. La tradición aconseja hacer un camino de pétalos de la flor que conduzca a la ofrenda, por el hecho de que así se dirigen los espíritus a la ofrenda y se facilita su descenso al inframundo.

El mantel o petate

El petate es una alfombra hecha de plantas secas que se utiliza como lugar de descanso. Hoy en día, todos los componentes de nuestro producto pueden disponerse sobre un mantel y colocarse en su lugar. Representa el lugar donde las almas descansarán mientras disfrutan del fastuoso festín.

Juguetes

Cuando un alma debe cruzar el río Chiconauhuapan para llegar al Mictlán, los indígenas suelen asignar a esa tarea un perro de juguete llamado “izcuintle”. Allí se puede colocar cualquier juguete en su lugar.

El pan de muerto

El “Cuerpo de Cristo”, que se presenta como ofrenda de altar a las almas, sirve de pan para la Iglesia católica.

¿Cuándo se debe hacer una ofrenda en honor a los muertos?

Como se cree que el 1 de noviembre nos visitan los espíritus de los pequeños y el 2 de noviembre las almas de los mayores, se acostumbra a colocarla el 31 de octubre para los niños y el día después para los adultos.

Sin embargo, en todo el mundo se celebra a partir del 26 de octubre, ya que se dice que los espíritus de nuestras mascotas y animales fallecidos llegan primero.

Otros artículos relacionados con el Día de los Muertos en México

Video relacionados con el Día de los Muertos en México

Con información de laopinion.com

Scroll al inicio