Cábala Astrología Semanal

Mercurio retrógrado en Géminis

El mes de Libra contiene las festividades cabalísticas de Rosh Hashanah, Yom Kippur, Sukkot y Simchat Torah.

Astrología Cabalística Semanal del 26 de Septiembre al 2 de Octubre 2021

Rav Berg solía llamarlos los “Días de Poder”, ya que son aperturas cósmicas que nos ayudan a organizar nuestro año, eliminar el juicio y a través de la conciencia, reescribir nuestro futuro en una página en blanco.Este proceso alcanza su culminación esta semana, que contiene la energía de Beresheet.

Esta primera parte de los cinco libros de Moisés inicia un ciclo que dura un año. El capítulo comparte el principio de la Creación, que representa una oportunidad para sembrar las semillas adecuadas para un nuevo comienzo de año.

Sin embargo, cada año la porción de Beresheet cae en el último trimestre, cuando la relación del sol y la luna está en su fase final. Es un momento de finalización y cierre.

Por lo tanto, esta semana reúne dos principios opuestos: el principio y el final. Si miramos más de cerca, podemos ver que todo es una ilusión, ya que los ciclos siempre están unidos y, en verdad, siempre hay continuidad. Rav Berg enseñó que en los lugares donde hay dualidad, hay Luz y verdad.

Libra y las relaciones

No hay que olvidar que el mes de Libra está relacionado con las relaciones. Esto nos da la oportunidad de sanar y restablecer nuestras conexiones con nosotros mismos, con el Creador y con nuestros semejantes. Las aperturas cósmicas de este mes nos dan la oportunidad de formar parte de este trabajo.

Sin embargo, siempre podemos hacer más, y debemos aprovechar la energía de estos últimos días en Libra para trabajar en nutrir nuestros vínculos, ser más diplomáticos, hacer equipo, ser mejores compañeros, abrirnos al apoyo de los demás, buscar la armonía y tener una buena disposición.

La última fase del trimestre también nos da la oportunidad de planificar nuestro próximo mes cabalístico: Cheshvan. La Luna Nueva de Escorpio, un signo de agua, trae emoción, intensidad y posiblemente celos.

Es una oportunidad de analizar y reflexionar sobre las áreas de nuestra vida en las que debemos soltar el control y confiar más en la Luz del Creador. Los días de esta semana nos ayudan a prepararnos para poder sacar lo mejor del mes siguiente.

Cinco cuerpos celestes en el aire

En cuanto a la configuración planetaria de la semana, tenemos cinco cuerpos celestes en el aire: el sol en Libra, Mercurio en Libra, Marte en Libra, Júpiter en Acuario y Saturno en Acuario.

Esta energía nos influirá para ser más cerebrales, sociales, ágiles, abstractos, comunicativos, intelectuales, elocuentes y racionales. Durante este periodo, es posible que actuemos de forma más fría y distante.

Podemos tender a la dispersión, y también puede resultarnos difícil asentar nuestras ideas, manifestarnos y, en general, mantener los pies en el suelo.

Nuestra mente puede estar en constante actividad, lo que puede afectar a nuestra concentración y descanso; tendremos que hacer un esfuerzo para controlarla y no dejar que nos controle.

Meditar

A pesar de ser difícil, se recomienda meditar para poder concentrarse mejor. Además, rete a su mente con juegos de habilidad para mantenerla ocupada con algo positivo. Haga el esfuerzo de conectar con las partes emocionales, inyectando entusiasmo y pasión.

La energía de esta semana también nos ayudará a actuar con liderazgo e iniciativa, así como con perseverancia. Hay que tener cuidado de no ser rígido y estar abierto al cambio. Sea flexible y adáptese: esto ayudará a que la energía fluya durante la semana.

Cinco planetas retrógrados

En este momento, hay cinco planetas retrógrados: Júpiter, Saturno, Urano, Neptuno y Plutón. El día 27, Mercurio también comienza su proceso de retrogradación.

En realidad, los planetas siempre avanzan, pero debido a una ilusión óptica desde la perspectiva de la Tierra, parecen ir hacia atrás. Como consecuencia, este efecto energético impide que el planeta cumpla diligentemente sus funciones y tiende a exagerar o minimizar sus cualidades.

Además, los planetas que se encuentran en esta situación tienen una tonalidad kármica, es decir, tienen un vínculo con el pasado, lo que abre la opción de hacer una corrección y tener una segunda oportunidad.

Algunas experiencias de este periodo ocurren para enseñarnos y ayudarnos a aprender algo. Presta más atención para no perder esta gran oportunidad de corregir.

Planeta Mercurio

Mercurio es un planeta cotidiano que nos influye a diario y sus funciones son básicas para el ser humano. Representa la manifestación de la inteligencia y estimula la capacidad de analizar, discernir, hablar, escuchar, discutir, comunicar, escribir, estudiar y aprender, entre otras cosas.

Al estar retrógrado, su efecto es: confusión, malentendidos, errores, falta de claridad, tendencia a exagerar en la comunicación, a ser repetitivo o a no hablar. Otros hechos comunes son los problemas de comunicación (en general y con cualquier aparato relacionado con ella, como teléfonos, ordenadores, etc.)

También afecta al funcionamiento de los transportes y las carreteras, provocando problemas de tráfico y conflictos en los desplazamientos. Hay que ser precavido, paciente y atento; hacer un esfuerzo adicional para evitar errores, retrasos y confusiones.

El regalo de Mercurio retrógrado es precisamente volver a hacer algo por segunda, tercera o cuarta vez porque bajo esta influencia, podemos salir victoriosos. Podemos releer ese libro que no entendimos en el pasado o hacer el examen que no aprobamos antes.

Luna en Géminis

Éste domingo y mañana lunes, la luna pasa por Géminis. La clave de estos días es la comunicación y el intercambio de ideas. Hay una tendencia a sentirse más adaptado, curioso y versátil.

Son días excelentes para comunicarse, aprender y desafiar nuestra mente. El martes, miércoles y jueves, la luna está en Cáncer, un signo de agua que aporta su energía a esta semana. Como mencionamos antes, hay muchos planetas en signos de aire y tierra y pocos planetas en agua y fuego.

Estos días en el signo de Cáncer aportan sensibilidad y empatía, vulnerabilidad y emotividad, aportando equilibrio a la semana. Estos días son beneficiosos para fortalecer los lazos familiares y cualquier actividad en el hogar.

Para el fin de semana, tenemos la luna en Leo, trayendo esa energía de fuego que nos falta y que nos conecta con el entusiasmo, la creatividad, la pasión, la intuición y la diversión.

Estos días podemos buscar el reconocimiento y sentirnos el centro de atención. Inyecta humildad y la energía fluirá a tu favor.

Rachel Itic | Kabbalah Centre International