Reflexiones y Pensamientos

El antídoto de la pobreza no es el dinero..

El dinero en las manos del pobre es como el algodón de azúcar en las manos de un niño: desaparece en cuestión de minutos. Ahora bien, cuando hablamos de educación debemos entender que educación e instrucción no son lo mismo. […]

Reflexiones y Pensamientos

Historia de un amarre – Reflexiones

Tenía solo 18 años, obsesionada con el amor de un hombre. Me enamoré perdidamente de él, y él se aprovecho de eso. Al saber que lo amaba me utilizó como quiso. Cuando ya no quiso seguir con el juego solo me botó. […]

Reflexiones y Pensamientos

Reflexión El Tiempo y los Predadores

El “tiempo”, es el dios que toda la humanidad venera y adora. El tiempo es solo un fenómeno físico, una frecuencia resonante, que modela una realidad inexistente de por sí, que toma formas gracias a la masa que esta energía genera, en la que los humanos se han obsesionado en endiosar. […]

La verdadera magia la tiene tu mago interior
Sabiduría y Conocimiento

La verdadera magia la tiene tu mago interior

Dicen que existe un mago que no tiene galera, ni varita mágica. Tampoco realiza trucos con naipes, ni saca palomas que sorprendan al público. No se conoce su rostro y, muchos dudan de su existencia. Nadie lo ha visto jamás. Sin embargo, hay personas que aseguran que es real. […]

Soltemos y dejemos ir
Sabiduría y Conocimiento

Soltemos y dejemos ir – Reflexión de Sabiduría y Conocimiento

Del mismo modo que sería injusto intentar detener a uno de nuestros hijos en su viaje hacia el logro de sus metas académicas o profesionales, de esa misma forma sería injusto pretender mantener a nuestro lado a nuestros seres queridos al momento de abandonar su cuerpo para que permanezcan para siempre a nuestro lado en vez de que sigan su camino de evolución. Eso es puro egoísmo. […]

Cuando lloras a tus muertos... lloras por ti y no por ellos
Fé y Esperanza

Cuando lloras a tus muertos… lloras por ti y no por ellos

¿Sabes que, cuando lloras a tus muertos, lloras por ti y no por ellos? Lloras porque los perdiste, porque no los tienes a tu lado, porque si todo concluye con la muerte, tus muertos ya no están, ni siquiera para sufrir por haber muerto; si la vida continúa más allá de la muerte, ¿Por qué apenarte por tus muertos? […]