Ángel Número 19 Leuviah

Ángel Número 19 Leuviah, InfoMistico.com

Número: 19
Árbol de la vida: esfera de Biná «entendimiento»
Energías planetarias: Saturno y Júpiter
Signo: Cáncer
Regencia en el Zodiaco: 0° al 5° de Cáncer, 18° Aries, 30° Géminis, 10° Virgo, 24° Escorpio y 5° Acuario
Significado: «Dios que socorre a los pecadores»
Príncipe: Arcángel Tsaphkiel
Horario de regencia: 06:00 a 06:20

Ángel 19 Leuviah: Custodio de Perdón y Guía en la Búsqueda de Nuestro Propósito Divino

Entre los 72 ángeles que componen la jerarquía celestial según la Cábala, Leuviah, el número 19, resplandece de una manera especial. En un intento de comprender más plenamente su esencia, podemos meditar sobre su nombre en hebreo y en concordancia con sus momentos de regencia diaria, recitar su Salmo.

Esta práctica se ha descubierto como un medio efectivo para fomentar una conexión profunda y directa con la Divinidad.

Leuviah es reconocido principalmente por su incomparable capacidad de perdón. Este ángel domina las esferas de la inteligencia y la memoria, fortaleciendo estas capacidades en aquellos que lo invocan con autenticidad. Es esta notable influencia la que puede otorgar a los seguidores la gracia divina, permitiéndoles experimentar un perdón y una comprensión más profundos.

Leuviah ejerce un papel protector y curativo en relación con nuestro cuerpo físico y nuestra salud. A través de su influencia, obtenemos ayuda significativa en el cuidado de nuestra salud y bienestar general, fortaleciendo nuestra resistencia y recuperación frente a las enfermedades.

Ayuda a manifestar la voluntad divina en la Tierra, guiando a las personas a descubrir su principal misión en esta encarnación. Esta conexión con la divinidad proporciona una claridad invaluable en la búsqueda de nuestro propósito vital.

Las oraciones dirigidas a Leuviah son escuchadas y respondidas a la velocidad de la luz. El ángel número 19 de la Cábala garantiza una comunicación espiritual efectiva y oportuna, actuando como un puente entre los humanos y la Divinidad. De este modo, Leuviah se revela no solo como un ángel de perdón e inteligencia, sino también como un mensajero de respuestas divinas.

Invocando al Ángel 19 Leuviah: Guía Detallada de Fechas y Horarios propicios

  • Horario: 06:00 a 06:20
  • Regencia calendario judío: 12 al 16 de Siván, 5784
  • Regencia calendario gregoriano: 18 al 22 de junio, 7 de abril, 18 de junio, 29 de agosto, 9 de noviembre y 20 de enero

Las fechas indicadas se refieren al año de regencia aproximada al año 2024. El ángel físico de determina la posición del sol por quinario (conjunto de cinco grados) en su carta natal. El ángel emocional por la posición del sol por grado zodiacal y el ángel mental depende de la hora local real de nacimiento. Se necesita un cálculo preciso. Si está interesado en descubrir realmente sus ángeles de nacimiento correspondientes al día de su nacimiento, haz click aquí ↵

Ángel Número 19 Leuviah, InfoMistico.com

Letras hebreas Ángel Leuviah

Ángel Número 19 Leuviah, InfoMistico.com

LAMED – VAV – VAV

Conectar con el Creador

Para aprender a invocar y meditar con los 72 Nombres de Dios visita el siguiente enlace »

Salmo 40, Versículo 2

Ángel Número 19 Leuviah, InfoMistico.com
Esperando esperé en El Señor, y se inclinó hacia mí, y oyó mi grito de socorro

Bajo la Luz de Leuviah: Perfil Único de los Nacidos bajo la Regencia del Ángel 19 de la Cábala

Los nacidos bajo la regencia de este ángel poseen características distintivas que los diferencian y les otorgan un lugar singular en el mosaico humano.

Los protegidos de Leuviah son personas de notable inteligencia y comprensión, dedicando su existencia a favorecer el bienestar de otros. En ellos, la fecundidad es una presencia constante, evidenciada en su espíritu creativo y su ímpetu por emprender proyectos con originalidad y dedicación. Esto los convierte en líderes naturales, capaces de guiar a otros con visión y entusiasmo.

Los cambios no representan un obstáculo para ellos, sino que su alta capacidad de adaptación les permite afrontar transiciones y situaciones nuevas de manera positiva, favoreciendo así el avance de sus planes e ideales.

Destacan por su amabilidad, jovialidad y modestia tanto en palabras como en su manera de ser. Frente a las adversidades, manifiestan una paciencia y resignación ejemplares, ya que entienden que estos desafíos son vías de crecimiento y evolución tanto material como espiritual.

Su curiosidad es insaciable, siempre están dispuestos a aprender de todas las experiencias. Poseen un refinamiento cultural notable, con una inclinación hacia la música, la poesía y las artes en general.

Uno de los aspectos más sorprendentes es la protección angélica que gozan contra adversarios o entidades que busquen perjudicarlos. Esta protección se manifiesta como una gran muralla de luz etérica, invisible a los ojos del observador común.

Estas personas poseen un dominio envidiable sobre los eventos de su vida, alcanzando la gracia divina al permanecer firmes y decididos en la lucha por sus ideales. Son elocuentes, creativos, originales y audaces, capaces de enfrentar cualquier situación por difícil que parezca.

La memoria es uno de sus mayores dones, una virtud que, combinada con su persistencia, les facilita la consecución de sus metas. Es común encontrar a estas personas destacando en campos como la literatura y la ciencia.

En el ámbito profesional, se sienten atraídos hacia actividades que guardan relación con la arqueología, museos y la preservación de la memoria del pasado a través de libros y archivos. Como pasatiempos, podrían inclinarse hacia la fabricación de objetos para conectar con los ángeles o la creación de manuales para desarrollar y fortalecer la memoria. Todo ello, evidencia su vínculo innato con el ángel Leuviah y su impacto en la riqueza de su existencia.

El Lado Oscuro del Ángel Qlifot Número 19 y su Influencia en el Mundo

El Ángel de la Qlifot número 19 se caracteriza por regir aspectos negativos de la existencia humana. Entre sus dominios se encuentran la inmoralidad, la desesperación, las pérdidas y el derroche. Aquellos bajo su influencia podrían inclinarse a usar objetos personales para realizar hechizos y prácticas de magia negra.

Es importante destacar que este Ángel Negativo tiene una postura contraria a las leyes sociales y las normas establecidas. Esto significa que las personas influenciadas por esta entidad pueden desarrollar un desdén hacia las convenciones sociales y las reglas comúnmente aceptadas, pueden interpretar erróneamente textos sagrados y arcaicos, a menudo desviando su significado original y utilizándolos con fines oscuros.

Este Ángel de la Qlifot podría infundir en sus seguidores una visión apocalíptica del mundo. Esto se traduce en una tendencia a percibir el mundo de una manera catastrófica y nihilista, centrándose en la destrucción y el fin de los tiempos.

La Qliphoth, en donde reside este ángel, es vista en la Cábala como el árbol de la muerte y es opuesta al Árbol de la Vida, que simboliza la creación y la energía positiva. La Qliphoth está compuesta por varias esferas, llamadas qlifot, que representan diferentes aspectos de la negatividad y la oscuridad.

Es esencial comprender que el estudio de entidades como el Ángel de la Qlifot 19 requiere un enfoque cauteloso y responsable. Las personas interesadas en este tema deben ser conscientes de la naturaleza de estas entidades y buscar orientación y conocimiento de fuentes confiables y expertos en el campo.

En última instancia, el estudio de las Qliphoth y entidades como este Ángel ofrece una ventana hacia un aspecto más oscuro y complejo del espectro espiritual, que contrasta con las fuerzas luminosas y positivas que suelen ser más familiares.

Leyenda de Leuviah: Memorias de un Alma Eterna

En una tierra donde los sueños toman forma y las sombras cuentan historias, habitaba un joven llamado Leuviah, bendecido con todas las alegrías que un corazón joven podría desear. En su vida resonaba la calidez de una familia que lo amaba, el júbilo de camaradas con quienes compartía risas, y un halo de admiración que emanaba de sus coetáneos en la escuela.

No obstante, en el fondo de su ser, una penumbra empañaba su contento. Su memoria era frágil como un susurro en el viento; lo que aprendía con esfuerzo se desvanecía como la bruma al amanecer. Su consternación no radicaba en la ardua tarea de estudiar, sino en la ausencia de recuerdos de su tierna infancia, como si un velo oscuro cubriera los días dorados de su niñez.

Leuviah se percibía a sí mismo como un barco sin ancla y cada vez que un recuerdo escapaba de sus dedos como granos de arena, un pedazo de su alma lloraba en silencio. Aunque los descuidos y olvidos erosionaban su relación con sus amigos, nadie sabía que era él mismo quien se sometía al castigo más severo.

Las noches eran un calvario, donde las pesadillas tejían sombras en su mente. Sin embargo, una noche, el velo entre los mundos se desgarró y Leuviah navegó por el éter de los Sueños hacia un encuentro que transformaría su alma.

Se encontró en un reino de penumbras, iluminado apenas por una vela solitaria que danzaba al compás de un silencio eterno. Ante él, un reflejo, una imagen de sí mismo, pero desgastado por los años. Este reflejo espectral blandía una espada y con un gesto final, se la hundió en el pecho.

Leuviah retrocedió horrorizado, pero una voz suave como la seda calmó su espíritu. “Examina lo que yace ante ti”, susurró la voz. Con manos temblorosas, observó cómo de su doble caído surgía una luz abrasadora, una chispa divina.

Guiado por esta luz, Leuviah fue llevado a través de senderos etéreos hasta un sabio ancestral, cuya presencia era como un mar de estrellas. El sabio le reveló que en una vida pasada, Leuviah había sucumbido al desespero y había interrumpido su propio camino y que su memoria fracturada era la consecuencia de un alma que ansiaba redención y entendimiento.

El sabio entonces mostró a Leuviah cómo esa luz brillante, su alma, regresaba a la rueda de la existencia en un ciclo de renovación y crecimiento. “Aunque en tu renacimiento puedas olvidar, tu alma retiene su sabiduría. No desafíes el flujo de la vida”, advirtió el sabio con una mirada profunda como el océano.

Leuviah despertó con el amanecer acariciando su rostro. El encuentro en el Reino de los Sueños había dejado una impronta indeleble en su espíritu. Con una sonrisa serena, comprendió que aunque algunos recuerdos pudieran desvanecerse, su alma seguía siendo un faro en la inmensidad de la existencia. En él residía el verdadero recuerdo, una llama eterna que nunca sería extinguida.

Ángeles del Mes de Junio

Scroll al inicio