Leyendas, rumores y maldiciones de Hollywood

maldiciones de Hollywood
Hollywood siempre ha dado de que hablar, no sólo por sus producciones, también por sus leyendas, mitos y maldiciones.

Durante el tiempo que duró el rodaje del la película “El exorcista” murieron nueve personas vinculadas a ella; una de las actrices se lesionó la espalda. William Friedkin, director de la obra, pidió a un sacerdote que exorcizara el foro.

Leyendas, rumores y maldiciones de Hollywood

Al parecer, había miedo en el equipo de rodaje. Hollywood siempre ha dado de que hablar, no sólo por sus producciones, también por sus leyendas, mitos y maldiciones.

Poltergeist

Es una saga que ha dejado muchos casos extraños, diversas personas afirman que estos fenómenos son culpa de los espíritus del más allá. Dominique Dunne, que interpreta a la hija mayor en el filme, fue estrangulada por su novio. Carol Anne se contagió del parásito Giardia y después de rodar Poltergeist III sufrió un choque séptico y murió a los 12 años de edad.

Jackie Chan y las torres gemelas

Se cuenta que Jackie Chan debía rodar una escena en el World Trade Center, en el momento del atentado del 11 de septiembre. De hecho, había sido citado dos horas antes del siniestro, pero el guionista no terminó el guión a tiempo y el rodaje fue suspendido.

Cuenta el rumor que Chan interpretaba a un limpiador de cristales que se enamoraba de una camarera del restaurante “Windows of the World”, situado en la última planta de la torre norte. Curiosamente, la trama de la película llevaba al actor a enfrentarse a unos terroristas que planeaban un ataque contra Nueva York.

Mel Gibson y el hombre sin rostro

En algunos foros cinéfilos se cuenta que la película de Mel Gibson, “El hombre sin rostro”, está basada en la vida de un guapo muchacho neoyorquino cuyos padres se mudaron a Australia. Un día, cuando volvía a casa, unos matones con intención de robarle le dieron una paliza, desfigurando su rostro completamente.

El joven, cuyo sueño era trabajar como trapecista en el circo, tras un año en el hospital recuperándose de las heridas, intentó cumplir su sueño pero tan solo encontró lugar en el espectáculo de las “monstruosidades”.

Acudió a la iglesia en busca de consuelo y allí un sacerdote se apiadó de él y costeó todas las operaciones de cirugía plástica hasta que el joven volvió a tener el rostro apuesto que lucía antes del ataque. Gracias al sacerdote, este hombre se convirtió también en un cristiano ejemplar.

El rumor cuenta que ese individuo no fue ni más ni menos que el propio Mel Gibson, director y protagonista del filme, quien rodó la película a modo autobiográfico.

La maldición Lee

Brandon Lee falleció durante el rodaje de “El cuervo”, abatido por unas balas que deberían haber sido de salva. Se cuenta que la escena no fue cortada al editar la película, con lo que el film pasaría inmediatamente a la categoría de snuff movie.

Mucho se habló en su momento de la supuesta maldición que pesa sobre los Lee y que hace que todos los hombres del linaje mueran jóvenes. De hecho, el legendario padre de Brandon, Bruce Lee, falleció también joven en circunstancias sin aclarar.

Unos dicen que lo mató una supuesta maldición; otros que la mafia, por negarse a colaborar con ellos; otros, afirman que lo hizo un demonio, pues había pactado con fuerzas del averno para ser tan buen guerrero.

Algunos más dicen que una sociedad secreta de maestros de artes marciales envió a un ninja para evitar que Bruce Lee siguiera revelando secretos a los occidentales. Los menos opinan que murió debido a una reacción alérgica o una enfermedad lentamente incubada que le producía debilidad y dolores de cabeza.

El coche “embrujado” de Dean

James Dean se mató cuando su Porsche Spyder chocó contra otro vehículo. Un vendedor de segunda mano compró el coche destrozado y, con la excusa de apoyar las campañas de prudencia al volante, lo expuso al público. Cobraba veinticinco dólares por echarle un vistazo.

Llegó un momento en que el interés por aquel montón de chatarra decayó, así que fue vendido a otro tipo que pensaba venderlo por partes. Cuando el automóvil era trasladado al nuevo garaje, se soltó de los amarres del camión de transporte y partió las dos piernas a su nuevo dueño.

Esto no le hizo cambiar de idea y vendió el motor a un médico, que lo instaló en su coche y se estrelló y murió en el primer viaje. Otro médico compró la transmisión y también sufrió un accidente en el que resultó herido de gravedad. Comenzaba a rumorearse que el coche de Dean estaba embrujado, posiblemente por el espíritu del joven actor, y esos rumores aumentaron cuando un vecino de Nueva York compró dos de las ruedas, que reventaron a la vez de forma misteriosa.

La película “Fargo” está basada en hechos reales

Como se puede leer literalmente en el anuncio antes del comienzo de la película, “esta es una historia real. Los hechos descritos en el film sucedieron en Minnesota en 1987.

A petición de los supervivientes, los nombres han sido modificados. Por respeto a las víctimas, el resto se describe exactamente como ocurrió.” Ni una palabra de verdad en la introducción de los hermanos Coen.

La utilizaron únicamente como un dispositivo estilístico que le diera al film un mayor peso. Ningún caso remotamente parecido ocurrió en Minnesota en 1987.


Vía  Por Ana Rodríguez | De10.com.mx

Artículos Relacionados

Be the first to comment