Esta semana que está entrando, viene con muchos cambios energéticos y planetarios, porque este domingo 22 de julio, el Sol estará llegando a Leo y activándolo durante un mes (y por cierto al Sol le tocará eclipsarse de nuevo el 11 de agosto), mientras que unos días más adelante, el jueves 26 de julio, empieza Mercurio a retrogradar, y al día siguiente, viernes 27 de julio, la Luna se eclipsará en Acuario.

Llega Leo, Mercurio retrocede, se eclipsa la Luna

Vayamos al principio. Este domingo 22 de julio es el momento en que entra el Sol a Leo y lo activa.

Leo estará activo hasta el 23 de agosto, y durante un mes tendremos la oportunidad de conectarnos con la energía solar, que marca nuestra propia esencia, nuestro “yo” más auténtico, nuestra alma, y por tanto es un ciclo favorable para desarrollar nuestra autoestima, la fe en nosotros mismos, nuestro poder creador y la conciencia que nos lleva a ser líderes de nuestros propios proyectos y propósitos de vida.

Es importante tener en cuenta que esta energía de Leo nos toca a todos, no sólo a los nacidos con el Sol en este signo, porque todos tenemos algo de Leo en nuestras cartas astrales, y todos tenemos al Sol que es su regente, en aguno de los demás signos, y desde allí irradia las energías de nuestra propia esencia.

El que está algo incómodo cuando visita Leo es Mercurio

El planeta de la comunicación. Él está ahorita en este signo, y allí está en “caída”, término astrológico que indica la incomodidad de ese astro en esa franja zodiacal.

Mercurio en Leo puede traer un ambiente de mala comunicación por orgullo, intolerancia, por inseguridad de nuestros propios talentos, entre otras cosas.

A esto hay que agregarle que este jueves 26 de julio Mercurio empieza a retrogradar, es decir, a tener un movimiento de retroceso en la rueda zodiacal.

Mercurio Retrógrado – 05 de marzo y vuelve a avanzar el 28 de marzo

Cuando eso ocurre, los procesos de comunicación se entorpecen, entendemos las cosas como no son, se tiende a no cumplir los acuerdos y contratos, nos distraemos más de la cuenta, entre otras cosas; y como Mercurio retrocederá estando en Leo, donde ya de por sí está “caído”, imagínense pues este enredo comunicacional que nos espera.

Pero claro, no debemos ser tan catastróficos

Por eso somos seres con conciencia y libre albedrío; debemos hacer un esfuerzo mayor por mantener la atención, mantenernos centrados, por escuchar a los demás con paciencia y tolerancia. Será además una excelente oportunidad para meditar, reflexionar, estudiar, y conectarnos con nuestra propia esencia personal.

Y bien, el otro evento planetario en esta semana, será el eclipse total de Luna que ocurrirá en Acuario, el 27 de julio

Luna de Sangre 27 de Julio – El eclipse lunar más largo del siglo XXI

Yo pienso que Acuario es un signo que recibe con mucha comodidad a los eclipses, pues un eclipse nos trae de cierta forma un “caos”, y Acuario, con su regente Urano, representan el “caos”, que es esa energía sin forma y en potencia, de la cual salen las cosas nuevas, así como sabemos que “en el principio era el caos” y de allí fue creado todo lo que existe.

Entonces este eclipse de Luna en Acuario será muy beneficioso para acabar con lo viejo y lo caduco que puede haber en cada uno de nosotros, y hacernos renacer creativamente para vivir nuevas experiencias en nuestras vidas, tanto a nivel individual como colectivo.

Este eclipse de Luna estará en conjunción con Marte

Que viene de retroceso en Acuario, y ello ayudará a que todo cambio que propicie este eclipse, sea mucho más acelerado de lo que ya de por sí lo es con Acuario. Creo que tendremos tiempos muy noticiosos…


Pedro González Silva