Vampiros energéticos como identificarlos

Vampiros Energéticos

Muchas veces cuando conocemos una persona, por primera vez, nos sentimos angustiados, ansiosos o tristes y, en ese momento, no sabemos el por que de esa situación. También se siente de vez en cuando que dependiendo con quien estemos hablando o interactuando acabamos con una sensación u otra en nuestro cuerpo y estado de ánimo.

Vampiros Energéticos

Hay aquellas reuniones con amigos, colegas o familiares que nos dejan realmente animados, contentos y como si te llenaran de energía, mientras que en otras ocasiones encontrarte o hablar con alguien te deja fatal, cansado o desmotivado y no sabes ni siquiera porque o como ha podido cambiar tu animo tan drásticamente.

La explicación se encuentra en la forma que tenemos los humanos de interactuar entre nosotros. Es el proceso de intercambio energético que sucede cada vez que dos (o más personas) se encuentran.

Esas sensaciones nos la da nuestra aura humana, creas en ella, la hayas visto o no, el hecho es que todos y cada uno de nosotros poseemos un campo electromagnético que rodea nuestro cuerpo y que, resumidamente, es responsable de como nuestro cuerpo físico se siente y se encuentra.

La  que nos rodea varía e interactúa con todos los que tenemos alrededor. Así como podemos conscientemente enviar parte de la energía que nos rodea a otras personas (simplemente pensándolo), también podemos absorber la energía de otros.

Todo este proceso se hace normalmente de forma inconsciente dependiendo de con quien estamos, nuestros sentimientos hacia el o ella, nuestra forma de ser, etc.

Las nueve revelaciones

Si quieres ver un ejemplo grafico, les recomiendo la película “Las nueve revelaciones” basada en el libro de James Redfield del mismo titulo.

En una de las escenas, se ve como el protagonista aborda a una chica y como su campo energético se enfoca fuertemente en ella. La otra persona se siente incomoda y de alguna manera eso se refleja en su campo energético comprimiéndose hacia dentro.

Un poco nos viene a clarificar los tipos de persona que podemos encontrarnos cuando nos ponemos a hablar o interactuar con alguien estas podrían ser las siguientes:

Los dadores de Energía

  • Son aquellas personas que por su forma de ser, carácter, personalidad, proporcionan mas energía a los demás de la que toman son los dadores de energía. Juntarte con un dador normalmente tiene el efecto de revitalizarte, animarte, sentirte cómodo, alegre, motivado y contento.
  • Son personas llenas de vitalidad, optimismo y que rebosan alegría y fortaleza. En ciertos extremos son aquellos incluso que se convierten en sanadores, o cuyos campos electromagnéticos pueden afectar el estado de ánimo de mucha gente a cientos de metros de distancia.

Un ejemplo es Mata Amritanandamayi  conocida en todo el mundo como Amma o madre, por su amor desinteresado y la compasión hacia todos los seres. Toda su vida se ha dedicado a aliviar el dolor de los pobres y los que sufren física y emocionalmente.

Amma inspira, eleva y transforma a través de su abrazo, su sabiduría y por sus obras de caridad, conocida como Embracing the World.®

A lo largo de su vida, ella ha abrazado y consolado más de 33 millones de personas. Cuando se le pregunta de dónde saca la energía para ayudar a tanta gente, Amma respondió:

“Donde hay amor verdadero, todo es fácil.” Tras unos minutos de estar con estos seres maravilloso te estarás sintiendo bien (aunque no te des cuenta) son dadores de energía.

Tomadores de energía

Son aquellas personas que absorben más energía de la que dan, ya que la necesitan como parte de su soporte vital y no saben como obtenerla si no es a través de otras personas, son ladrones de energía.

Juntarte con personas así suele hacerte sentir mas cansado por ejemplo tras una larga conversación, quizás más triste y apagado de como estabas antes de encontrarte con ella, con cierta sensación de incomodidad o incluso un pequeño vacío.

El proceso de “robo energético” es muchas veces inconsciente, pero su actitud, carácter o forma de interactuar contigo esta diseñada para nutrirse de lo que pueda conseguir de nuestro campo electromagnético.

Vampiros Energéticos

Esta es la clase extrema de tomadores de energía son los “vampiros”. Son personas que realmente te dejan exhausta cada vez que hablas o te encuentras con ellas. Están siempre provocando situaciones en las cuales ellos salen ganando y tu té quedas aturdido, confuso, decaído y agotado.

Viven de la energía que absorben de los demás como parte de su día a día para reforzar su ser interior.

Este tipo de personas suele tener su propia autoestima y seguridad por los suelos, y solo atacando a otros, directa o indirectamente, son capaces de salir adelante en su día a día.

Puedes tener vampiros probablemente por todos lados: tu jefe que no deja de ponerte contra las cuerdas y en evidencia delante de otros, tu compañero/a que siempre exige constante atención en cualquier situación, tus amigos que siempre necesitan que les estés animando y cuidando de ellos, hay también hermanos, amantes, parientes y hasta hijos, madres y padres con esta mismas condiciones y algunas veces estos casos llegan a ser extremos etc.

Tener un vampiro en tu entorno cercano es realmente agotador y en muchos casos no somos capaces de entender porque cada día terminamos agotados nuestra jornada y deseando irnos directamente a la cama a dormir.

El primer paso consiste en identificar este tipo de persona.  Para ello, se debe observar, con cuidado, todos los movimientos corporales, gestos y actitudes como los siguientes:

Crítica constante

Los individuos negativos constantemente hablan de aquello que les desagrada, son incapaces de felicitar o elogiar a alguien, pero son los primeros en señalar los defectos de los demás.

Risa forzada

Además de una risa que no resulta natural, este tipo de persona usualmente al dar la mano lo hacen sin presionar o apenas acercan la mejilla al dar para dar un beso.

Egocentrismo innato

Una persona negativa no desea escuchar con atención a los demás, lo cual demuestra indiferencia por los sentimientos ajenos.

Comentarios indirectos

En ocasiones este tipo de individuos no dicen lo que sienten con sinceridad sino que usan otros recursos para disimular sus verdaderos pensamientos.  Los comentarios indirectos como “El vestido es realmente hermoso, pero no es el indicado para ti porque te ves mal” llevan en sí negativas intenciones.

Mirada penetrante

Si encuentra una persona que lo mira fijamente a los ojos como si quisiera hipnotizarlo o influir, de alguna manera, en su psiquis, resulta conveniente evitar su mirada.

Comportamiento evasivo

En el caso contrario, si una persona no le da la mirada, se escoge de hombros y siempre da respuestas ambiguas, se considera negativa, ya que no desea comprometerse ni ayudar a los demás.  Es decir, sólo desean su propio beneficio a costa muchas veces de otras personas.

Aprovechado

Se presenta como una persona bondadosa que quiere “ayudarte” pero en realidad te está robando todas las ideas para hacerlas suyas.

Cuando menos lo pienses él ya estudió absolutamente todo los detalles y tú verás todas las  ideas que tenias robadas por él, esto se puede dar en los trabajos o en la misma casa, si das ideas para una fiesta, el es que se achaca la idea, o el proyecto de trabajo.

Indefenso

Este hace todo para despertar la pena y compasión de todos los que lo rodean, siempre terminas diciendo pobre… Es una pobre víctima, delante de todos, si tú estás enfermo, el esta mas que tu, si no tienes vacaciones, el hace años que no sale ni a la esquina, cualquier cosa que a ti te pasa a él ya le paso y fue peor que la tu tuya.

Fatídico

Esta persona anuncia y anticipa todo tipo de desgracias, si vas por carretera, cree que tendrás un accidente, si sales a divertirte te dirá que no es lo que te conviene, pues el lugar se va a caer, siempre lee la noticias y ve el lado terrible en cada situación, todo es un drama alrededor de este, le encanta  infundir miedo y pánico en sus amigos o familia, hasta sacarles cualquier tipo de esperanza en el presente y futuro.

Hablador

Habla hasta por los codos y obliga a sus amigos o familia a oírlo horas y horas seguidas, de esa forma mantiene la atención, mientras se alimenta de la energía vital de sus quien lo escucha.

Ejemplos

No sé si te ha pasado, pero estas muy feliz y llena de pensamientos positivos, cantas, bailas, ríes, en ese momento suena el teléfono y contestas – Del otro lado del auricular, empiezas a escuchar-

¿Hola como estas?  Oye fíjate que…

Sin pausas para saber si en realidad estas bien o no, en verdad no le interesa mucho, lo que quiere es descargarse contigo, empieza a contarte todos sus problemas y dificultades que tiene, todo lo que le está pasando y como nosotros somos su paño de lagrimas..

Como le vamos a colgar NO, entonces con todo el amor y la paciencia escuchamos atentamente, no importa si tenemos algo que hacer o no a esa persona no le interesa, finalmente te dice bueno, me ha dado gusto hablar contigo, hasta luego.

Otra muy clásica, te invito a tomar un café, ahí llegas y crees que vas a pasar un lindo rato hablando de cosas interesantes y lo mismo, se descarga completamente sin dejar de respirar, bebe algunos sorbos de su café y sigue hablando sin parar..

En un momento te dice, bueno que bien la pasamos, me voy porque tengo mucho que hacer, en ese momento lo ves calmado tranquilo y radiante de energía, si tenemos un espejo al frente y nos miramos en el seguramente nos veremos reflejados con una cara, larga, triste y pálida como si nos hubieran chupado hasta la ultima gota de sangre, empezamos a ver todo negro, con tristeza, sin luz y nos quedamos sin fuerza y sin energía.

¿Qué fue lo que paso? Estábamos felices contando, con mucha paz y mucho amor, relajados… Pues ellos se liberaron de su negatividad y nos dejaron mal trechos, sin energía, llego una garrapata energética y nos robo toda nuestra valiosa energía positiva.

Rompiendo el círculo vicioso

Para salir del habito de ser el plato principal de aquellos que buscan robar la energía de otros debes en primer lugar, ser consciente de la situación. No existe intercambio energético si eres consciente de lo que esta sucediendo.

Al igual que se puede enviar buenas vibraciones conscientemente, también se pueden evitar si no se quiere entrar en el juego de aquel que intenta crear situaciones en las cuales pueda, de alguna manera, absorber tus fuerzas.

Todo esto que el vampiro realiza la mayoría de las veces a nivel inconsciente, puede volverse a tu favor si cuando te encuentres en esta situación, te propones mentalmente pararla.

Hay personas que se imaginan un circulo de luz a su alrededor, una protección mental, un escudo que evita que otros penetren con su campo energético en el tuyo, etc.

Personalmente he comprobado que basta con ser consciente de la situación y no dirigir tu energía (pensamientos, palabras, comportamiento, respuestas) hacia la persona en la forma en que puedas quedarte/sentirte roto, triste, vacío y apagado.

Cargarte de energía

El universo es la fuente universal de energía para todos.

Es ilimitada, infinita, potente, nunca se acaba. Al igual que nos nutrimos de fuerzas cuando comemos, y descansamos y nos recuperamos cuando dormimos, podemos también recargarnos cual pila enchufada a un cargador eléctrico simplemente por el deseo consciente de aceptar la energía “universal” en nosotros.

Si practicas alguna técnica de meditación, relajación, yoga, etc., entenderás bien este concepto. La luz del sol, un paseo por el bosque, la conexión directa con la naturaleza, son también formas de recargarnos directamente cuando no estamos durmiendo.

El solo hecho de imaginarnos un chorro de luz directo que nos recarga es parte del proceso de recuperación.

Siempre a tope

La solución para sentirte siempre a tope, vital y energético pasa por las dos fases, no dejarte quitar parte de tu campo energético que no deseas dar y saber recargarte completamente cada día.

Encuentra aquellas actividades que te revitalizan y evita en la medida de lo posible entrar en el juego de los vampiros, pon distancia de por medio incluso si hace falta. El resultado es que te encontraras cada mañana pletórico y con muchos más recursos y ánimos para acometer cualquier actividad que desees.

Bien, ahora que ya conoces como actúan los vampiros de energía, líbrate de ellos lo más rápido posible. Pero, no te olvides de verificar si tu, obviamente sin querer, no formas parte de ésta lista…

Recuerda que toda persona pude entrar en tu vida si tu lo invitas a pasar.

Autor: David Topi

Artículos Relacionados