Triple conjunción activa (Sol, Mercurio y Júpiter) en Sagitario

Triple conjunción activa (Sol, Mercurio y Júpiter) en Sagitario

Entre domingo 25 a miércoles 28 de noviembre, tendremos activa en el signo de Sagitario una triple conjunción, es decir, que tres planetas coinciden en un mismo punto de esta franja zodiacal.

Triple conjunción en Sagitario

Estos tres astros que hoy unen sus energías son:

  • El Sol, el astro que activa la esencia de los diversos puntos celestes que se cruzan en su camino;
  • Mercurio, el planeta de las comunicaciones, de los procesos mentales y las relaciones públicas
  • Júpiter, que rige a Sagitario, y es el más grande del sistema solar, y se asocia al don de mando y a la prosperidad.

En una conjunción, la energía de los planetas involucrados se amalgaman o se fusionan, por lo que la conciencia que es el Sol, la palabra que es Mercurio, y la abundancia que es Júpiter, estarán activando todas las energías de Sagitario, el signo de los grandes ideales, de la mente creativa.

La fusión de estas energías puede provocar encuentros de gran importancia en el liderazgo mundial, que generen ideas de gran trascendencia, debates de altura, y la posibilidad de impulsar proyectos que signifiquen un vuelco en el actual estado de cosas en el panorama mundial.

Júpiter y el Sol favorecen entendimientos

Pero Mercurio retrógrado los entorpece un poco, a menos de que se utilice su energía para proyectar ideas realmente renovadoras que provoquen un cambio de rumbo, y a fines de la semana, el próximo sábado 1 de diciembre, este planeta entrará en contacto con las energías de Urano, y la situación se presenta propicia para que ocurra algo así.

Urano es el astro de los imprevistos, de los cambios bruscos y repentinos, de la renovación total, del vanguardismo, el que rompe con viejos esquemas y moderniza todo. Contactará a Mercurio que está en retroceso, bajo un aspecto que se llama “quincuncio” y que abarca una distancia de 150 grados entre un astro y otro.

Mercurio pasa de Sagitario a Escorpio

También el sábado 1 de diciembre, Mercurio pasa de Sagitario a Escorpio, y la energía comunicacional de este astro se interioriza; entramos en un proceso de silencio, de ocultamiento, de investigación, pero que con el contacto de Urano se desajusta y provoca una erupción de fuerzas internas que pueden salirse de control.

Será un momento de hablar poco, y de utilizar la fuerza de la mente para impulsar cambios concretos, motorizados por una gran fuerza emocional acumulada.

Con Urano nunca se sabe a ciencia cierta qué va a ocurrir, las cosas ocurren de pronto, sin previo aviso, por sorpresa y sin ningún orden establecido.

Marte desde Piscis, estará toda la semana en “cuadratura”

Además de todo esto, Marte desde Piscis, estará toda la semana en “cuadratura” con la triple conjunción formada por el Sol, Mercurio y Júpiter. Marte, es el astro de la acción, la guerra, los conflictos y la energía física. Actualmente recorre el signo de Piscis, donde aparentemente su ímpetu se suaviza, pero en realidad su temperamento explosivo está latente y puede estallar su furia en cualquier momento.

Desde el jueves 15 de noviembre, Marte está en Piscis. La energía de Marte en este signo cobra características muy especiales.

Piscis es un signo pasivo, soñador, evasivo, emotivo, mientras que Marte tiene cualidades totalmente diferentes: es directo, activo, agresivo e impulsivo, por consiguiente la mezcla de estas dos energías es un tanto impredecible y puede causar cierta perturbación o incertidumbre.

De tal forma que en un primer momento, podemos pensar que con la presencia de Marte en Piscis habrá más tranquilidad, bajará la agresividad y la confrontación, pero debemos tomar en cuenta que la fuerza marciana en algún momento se manifestará y perturbará el normal estado de pasividad pisciana, y allí es donde podemos quedar sorprendidos.

Neptuno es en la mitología, un Dios muy temperamental

Que puede desarrollar grandes “furias”, por eso no debemos confiarnos en la cualidades piscianas más cotidianas, que lo hacen soñador y contemplativo, porque cuando se le alborota el temperamento neptuniano, puede tener fuertes reacciones.

En condiciones normales, en lugar de peleas habrá intrigas, las agresiones no serán directas sino “por la espalda”, el estilo de actuar será de doble cara: una apariencia de paz mientras desde lo profundo el agua está hirviendo.

Relacionado

Lo que «No Debes Hacer» cuando Mercurio está en Retrógrado

Pedro González Silva