Luna Nueva en Cáncer

Luna Nueva en Cáncer

El viernes 9 de julio ocurrirá la Luna Nueva en el signo de Cáncer. La Luna Nueva, conjunción de nuestro satélite con el Sol, marca un nuevo ciclo lunar mensual, cuyas energías podemos aprovechar en nuestra vida cotidiana.

Luna Nueva en Cáncer — Conecta con un mundo de emociones

Los días previos a la Luna Nueva, son excelentes para visualizar nuestras más inmediatas aspiraciones, a fin de darles la fuerza necesaria para que se materialicen en el transcurso del nuevo ciclo.

La Luna Nueva ocurre cuando nuestro satélite y el Sol coinciden en el mismo signo y en el mismo grado de ubicación en esa franja zodiacal; es el momento en que la Luna no se ve, está oscura. En la naturaleza esto provoca que las mareas bajen, y en el ser humano, también desciende nuestra “marea psíquica”.

En la Luna Nueva, el Sol predomina sobre la Luna, y por tanto la conciencia domina al inconsciente, por lo tanto, tenemos mayor claridad mental.

Claridad mental

Es un momento en que las emociones están controladas por la mente y nos perturban menos, y podemos tomar decisiones más racionales y menos impulsivas, esto favorece que podamos ver las cosas como son realmente y no detrás del velo de nuestro mundo emocional.

Al tener mayor claridad mental, tenemos más fuerza psíquica para hacer frente a nuestros temores ocultos, a afrontar con mayor claridad las cosas que albergamos en nuestro inconsciente.

Este inconsciente es susceptible de ser sugestionado, porque él capta los pensamientos y luego los reproduce.

Si no manejamos con conciencia estas sugestiones, pueden atraparnos pensamientos negativos, y entonces el subconsciente se convierte en un monstruo que nos hace atraer situaciones desagradables o indeseadas a nuestras vidas.

Al poder manejar con real conciencia nuestros pensamientos, podemos sembrar en él todo aquello que deseamos, y el resultado será positivo si estos deseos están alineados con la voluntad de Dios.

Luna Nueva en Cáncer

La Luna Nueva en Cáncer nos conecta con el mundo de las emociones. Cáncer se relaciona con la figura materna, la cualidad nutritiva, protectora.

En las grandes etapas de la humanidad, la era de Cáncer bien puede asociarse a la gestación del ser humano; es el vientre cósmico, el elemento agua presente en el líquido amniótico, el cordón umbilical que siempre está presente en nuestros vínculos familiares.

Cáncer y el hogar

Como Cáncer se relaciona con el hogar, esto puede ser llevado a un plano más elevado y por eso también se asocia al concepto de patria, a nuestros arraigos, nuestra memoria genética, nuestra idiosincrasia.

A este signo lo rige la Luna, el astro del inconsciente colectivo, del comportamiento de las masas, la memoria ancestral que nos permite tener conciencia del pasado y almacenar nuestro bagaje cultural y nuestros aprendizajes, por eso, esta Luna Nueva es muy poderosa.

Nuestros ancestros

Esta Luna Nueva es un buen momento para honrar a nuestros ancestros y tomar conciencia del potencial que dentro de nosotros guardamos gracias a ellos; nuestras cualidades y aptitudes son una mezcla de todos nuestros antepasados, a los cuales les debemos la vida.

No solo se la debemos a nuestro padre y madre; también a nuestros abuelos, pues sin ellos no hubiesen nacido nuestros padres ni nosotros; a los bisabuelos, pues sin ellos no hay abuelos ni padres ni nosotros, y así sucesivamente; uno solo que falte en la cadena, y no estaríamos en este planeta.

Esta Luna Nueva es ideal para visualizar y conectarnos emocionalmente con nuestras metas, lograr que nuestro motor sean las emociones bien canalizadas para ponerle “corazón” a nuestros propósitos, pues allí está la clave del éxito.

Sol en el signo cáncer poder subconsciente del agua

Termometro Zodiacal