Leyes para el éxito — Laboral y en lo Personal

Leyes para el éxito
Leyes para el éxito

Dar para recibir” ofrece cinco leyes para el éxito hacia nuestro sueño de crecer en el campo laboral y en el personal. La obra de Bob Burg y John David Mann descubre la clave del éxito de quienes se vuelcan en los demás y cambiará para siempre sus percepciones sobre el triunfo y el fracaso.

Leyes para el éxito

Pero lo enfrentará a una paradoja: poner en práctica las ideas de este libro no le funcionará si sólo lo mueve la ambición por conseguir el éxito.

Explora esa sutil diferencia entre el triunfo individual y el que se obtiene como resultado de dar. Dar en el sentido de ser generosos, desprendidos y de estar dispuestos a compartir y enseñar todo aquello que nos llevó a triunfar.

La ley del valor

Según los autores de “Dar para recibir”, el verdadero valor se define desde el punto de vista de qué tan grande es el valor que una persona ofrece respecto al beneficio que obtiene. Es decir, ganamos más de lo que pensamos cuando damos sin esperar nada a cambio, ya que es muy satisfactorio ver que valen la pena los resultados que se obtienen.

Puede sonar muy new age, pero todo tiene sentido si lo vemos desde la perspectiva de que la gente está ansiosa de gestos de buena voluntad, los cuales, infaliblemente, producen una retribución.

La ley de la compensación

Burg y Mann aseguran en el libro que los ingresos de una persona están determinados por el número de personas a quienes presta sus servicios y por la calidad de los mismos.

Lo cual parece significar que siempre que sirvamos a nuestros semejantes, con la mejor intención, la vida nos compensará de una manera que irá más allá de lo monetario o de las cosas materiales. Eso hará que a medida que continuemos con esta práctica, la convirtamos en un hábito y sintamos la satisfacción que nos proporciona.

La ley de la influencia

El libro explica que una persona es capaz de influenciar en los demás y en lo que obtendrá de ellos, en la medida en que anteponga los intereses de los demás a los suyos.

“Nos distinguimos cuando no somos egoístas y no pensamos solamente en nuestro bienestar e interés propio”, reza una de las reflexiones del libro, al contrario, es mejor cuando las dos partes salen ganando, lo que se conoce como ‘ganar- ganar’.

La ley de la autenticidad

Se habla de ser auténtico, de ser uno mismo, pero… ¿qué réditos puede dar eso en el mundo de los negocios? En “Dar para recibir” se dice que lo más valioso que puedes darle a los demás es a ti mismo. Pero para eso, el truco es ser auténtico.

La ley de la receptividad

Así como en la obra de Burg y Mann se recalca la importancia del dar, no se deja de lado lo fundamental que es estar preparados para recibir. Por tradición, por religión, por costumbre, se nos ha enseñado a que lo correcto es dar, pero no recibir. Que el sacrificio es más importante que aceptar que somos merecedores de recompensas o premios.


Gabriel Rovayo Vía » vistazo.com

Dar para recibir

Dar para recibir narra la historia de un joven ambicioso que busca el éxito a cualquier precio, pero cuanto más se esfuerza más lejos está de su meta, por lo que decide buscar consejo y conoce a una persona que se convierte en su mentor.

Este le presenta a una serie personas que siempre están pensando en cómo poder dar y aportar valor a la vida de los demás y, sorprendentemente, a cambio reciben el aporte de valor necesario para el propio éxito.

Pese a la desconfianza inicial, el joven pronto puede experimentar personalmente el funcionamiento de la extraña causalidad existente entre dar y recibir.

Este relato llegará al corazón de los lectores y muestra con gracia y simplicidad una nueva revitalización del antiguo proverbio de ¿dar para recibir?.

A pesar del escepticismo inicial que esa postura pueda ocasionar ya que la mayoría de personas se ríe cuando le dicen que el secreto del éxito es dar, los autores también recuerdan que la mayoría de ellas es mucho menos exitosa de lo que desearía ser… saber más»