Eufrasia – Descanso para los ojos – ¿Cómo se usa?

La eufrasia se utiliza para el cuidado de los ojos y resulta útil por sus propiedades antimicrobianas y antisépticas. La eufrasia es una planta de la familia de las escrofulariáceas que crece, según las características de su hábitat, entre 5 y 30 cm.

La eufrasia

Tiene tallos erguidos y generalmente ramificados, las hojas son nerviadas y de bordes con lóbulos poco marcados, algo dentados. Florece en espigas pequeñas y poco densas de color blanquecino con rayas púrpuras y manchas amarillas.

El fruto es una cápsula ovoide y aplanada. Florece dos veces al año, en primavera y otoño. La parte medicinal es la parte aérea florida. Tiene sabor amargo.

Los nombres de la Eufrasia

Eufrasia Euphrasia deriva de la palabra griega «Euphrosyne» que significa alegría. Con este nombre se conocía a una de las Tres Gracias de la mitología griega y asimismo se utilizaba para nombrar al jilguero.

Por su parte officinalis es un calificativo que se utiliza para designar aquellas plantas de uso en «la farmacia o botica» y por tanto «de uso medicinal«.

En inglés esta planta se conoce comúnmente por “eyebright” debido a que la aplicación en los ojos de la infusión realza su brillo.

Usos históricos de la Eufrasia

Desde el siglo XIV, existe constancia de su uso para tratar las dolencias oculares. En la Edad Media se popularizó mucho su uso desde que la famosa abadesa, naturalista y taumaturga, Santa Hildegarda de Bingen (1098 a 1179) la recomendara para las enfermedades oculares, por lo que en algunos lugares a la eufrasia se la conocía también con el nombre de ocularia.

Su uso se relacionaba con la teoría de las signaturas que decía que cada planta representaba en su aspecto las virtudes que tenía, por lo que la eufrasia se relacionó con la salud ocular debido a que la mancha oscura de la corola de las flores recuerda a una pupila y las manchas púrpura a un ojo enrojecido.

Llegados ya al siglo XIV, el médico Matthaeus Sylvaticus, la seguía recomendando para las enfermedades oculares. Esta misma recomendación la encontramos en los siglos siguientes de la mano de los famosos médicos y botánicos (Tragus, Fuchsius, Dodoens y otros), que propagaron el uso de este popular remedio.

Usos actuales de la Eufrasia

En el cuidado de los ojos resulta útil por sus propiedades antimicrobianas y antisépticas. Su uso popular contra orzuelos, conjuntivitis y ojos cansados consecuencia de exceso de trabajo, se ha visto corroborado por algunos estudios sobre su acción antimicrobiana en la esfera de los ojos y por estudios realizados en conjuntivitis inflamatoria o catarral.

¿Cómo se usa la Eufrasia?

Para el cansancio ocular se recomienda preparar una infusión con una cucharadita de hierba seca por taza de agua, que se deja reposar tapada durante 10 minutos.

Una vez a temperatura ambiente se puede aplicar en forma de compresas (mojando una gasa estéril en la infusión y colocando la misma sobre los párpados cerrados) o como baño ocular.

Se puede guardar el líquido sobrante tapado para utilizar varias veces el mismo día, pero no se aconseja guardar de un día para otro.

Eufrasia para los orzuelos

Como fomento para orzuelos se necesitan 5 cucharadas soperas en 250 ml de agua hirviente, que se dejan en infusión 10 minutos y se aplica una gasa mojada en forma de compresa, lo más caliente posible (sin que llegue a quemar), sobre el orzuelo.

En la actualidad se encuentran en el mercado diversos colirios a base de eufrasia que son útiles en diversos tipos de conjuntivitis y que se utilizan a razón de 1-2 gotas de 3 a 5 veces al día (se recomienda seguir las instrucciones del prospecto).

Contraindicaciones, efectos adversos y recomendaciones de la Eufrasia

No se han descrito para el uso externo en las condiciones en las que se utiliza habitualmente.

Lo que debes saber de la Eufrasia

  • Desde la antigüedad se ha utilizado para tratar dolencias oculares.
  • En la actualidad se han reconocido sus propiedades antimicrobianas y antisépticas, por lo que es útil en orzuelos, conjuntivitis y ojos cansados.
  • Se puede aplicar la infusión o bien utilizarla en forma de colirios ya preparados.

María José Alonso
Vocal de plantas medicinales y homeopatía del Colegio de Farmacéuticos de Barcelona
Colaboradora de Advance Medical

Vía Canal Salud Mapfre España

Artículos Relacionados