¿Fue el terremoto de Nepal un castigo de la naturaleza?

Unos meses antes del temblor comenzó el ritual de sacrificios a la diosa Gadhimai en Nepal. Según Daily Mail: cada 5 años se celebra en el templo de Gadhimai, en Bariyarpur, Nepal, el festival que atrae a millones de hindúes y que según los datos de la organización Peta en favor de los derechos de los animales más de 250.000 animales fueron sacrificados.

El festival comienza con masacre

Ritual de más de 6.000 búfalos, 100.000 cabras y otros animales en un campo cerca del templo. Durante la masacre, los búfalos se mantienen en corrales donde los carniceros que empuñan kukri, un cuchillo tradicional nepalí, les cortan las cabezas.

Cientos de policías montaron guardia para evitar enfrentamientos entre los activistas pro derechos de los animales y los devotos.

Gadhimai es la diosa hindú de la energía, y se cree qur sacrificar animales en su honor traerá prosperidad.

“Es un ritual relacionado con la fe de la gente”, dijo Yogendra Dulal, un administrador adjunto del distrito de Bara, donde se encuentra el templo. “No podemos herir sus sentimientos y prohibir la práctica.” Los fieles creen que el sacrificio de animales, la intención de apaciguar a la diosa hindú de la energía, trae suerte y prosperidad a Nepal.

Este sangriento ritual supuestamente les traerá a los nepalíes prosperidad y riquezas…. sin embargo lo que vimos con el terremoto es todo lo contrario… muerte, pobreza y destrucción es lo que trae el contacto con estas entidades satánicas.

Lo más espeluznante de todo es que a pesar de tantos sacrificios para obtener prosperidad y riquezas, sin embargo con este terremoto se comprobó la extrema pobreza en que viven los habitantes de estos países paganos, solo miseria, pobreza e ignorancia es lo que reciben de sus dioses.

Leyenda de La diosa Gadhimai

Primera Leyenda

El festival Gadhimai tiene sus orígenes en el siglo 18 con un terrateniente llamado Bhagwan Chaudhary y un curandero del pueblo experto en ocultismo hindú, Dukha Kachadiya. Bhagwan Chaudhary fue encarcelado en la prisión de Makwanpur alrededor del año 1750.

Mientras estaba encarcelado soñó que se resolverían sus problemas si él hacia un sacrificio de sangre a Gadhimai, en otras palabras, él sacrificó un animal.

Gadhimai apareció al prisionero en un sueño y le pidió que se establezca un templo para ella. Cuando se despertó , sus grilletes habían caído abiertos y él fue capaz de salir de la prisión.

Después de salir de la cárcel Chaudhary tomó el consejo de Kachadiya. Ahora era capaz de construir el templo, donde se sacrificarían los animales para dar las gracias.

Según la tradición en el momento del sacrificio de Chaudhary una luz apareció en una jarra de barro y de ahí en adelante ha seguido el grotesco y cruel sacrificio de animales cada cinco años desde alrededor de 1750 AD.

Segunda Leyenda

La historia del festival de sacrificio, Singh, se remonta a unos 900 años a una simple residente temeroso de Dios y benevolente de Bariyarpur llamado Bhagwan Chaudhary.

Un día, un robo tuvo lugar en su casa, pero los ladrones fueron capturados in fraganti y pagaron con su vida a manos de los aldeanos enfurecidos. Temiendo que sus paisanos serían condenados [del asesinato], Bhagwan Chaudhary se culpó a sí mismo y fue enviado a la cárcel Nakkhu en Katmandú.

Una noche Gadhi, la diosa de Makwanpur, apareció en su sueño y siguió apareciendo en las noches posteriores pidiéndole que la llevara a Bariyarpur y la escena del crimen. Poderes ocultos de la diosa liberando a Bhagwan Chaudhary de la cárcel. Una pizca de tierra de sus pies aplicadas a su turbante le permitió el libre paso de regreso a su aldea.

A cambio, Gadhi Mai le pidió que sacrificara a cinco seres humanos cada año. Bhagwan Chaudhary ofreció generosamente su propia vida, diciendo que él sería incapaz de realizar sacrificios humanos. En cambio, prometió un sacrificio quíntuple cada cinco años. Incluiría una rata, un cerdo, un gallo, una cabra y un búfalo de agua.

“Este ritual falló, sin embargo, los niños y jóvenes de Bariyarpur de repente todos enfermaros  y comenzaron a morir. Bhagwan Chaudhary volvió a hacer un llamamiento a Gadhi Mai y fue dirigido por la diosa que ofrecer un sacrificio humano.

La búsqueda comenzó para un ser humano, pero fue en vano. Afortunadamente, un aldeano de Simri desde el vecino distrito Rautahat vino al rescate y se ofreció a arrojar cinco gotas de sangre de su cuerpo como sacrificio, en vez de su vida. Eso salvó el pueblo de la calamidad”.

Animales individuales de cinco especies se sacrifican comúnmente en Nepal, al igual que una persona ritualmente arrojara cinco gotas de sangre en los cocos, sin embargo, se sacrifican cientos de veces más a menudo los animales, incluso en el Dakshin Kali templo cerca de Katmandú, durante seis siglos, el sitio de sacrificio más importante en el país.

Que es el lugar donde supuestamente vivió Gadhi Mai está marcado con una piedra de coco en lugar de un altar, sugiere que el sacrificio de coco fue históricamente la forma principal en la que se adoraba a esta diosa.

Matar animales es pecado si no es para alimentarse

El profeta Isaías ya advirtió que asesinar animales con fines rituales es abominación ante los ojos del Señor, lo cual puede conllevar un castigo. Cuando los los pecados son abundantes y se acumulan Dios puede reaccionar Ap. 18:5 porque sus pecados se han amontonado hasta el cielo, y Dios se ha acordado de sus iniquidades.

Isaías 66:3-4: El que mata un buey es como el que mata a un hombre, El que sacrifica un cordero como el que desnuca un perro, El que presenta ofrenda de cereal como el que ofrece sangre de cerdo, El que quema incienso como el que bendice a un ídolo.

Como ellos han escogido sus propios caminos, Y su alma se deleita en sus abominaciones. También Yo escogeré sus castigos, Y traeré sobre ellos lo que temen. Porque llamé, pero nadie respondió, Hablé, pero no escucharon. Más bien hicieron lo malo ante mis ojos, y escogieron lo que no me complacía.