La Gritería – Tradición Religiosa de Nicaragua

La Gritería - Tradición Religiosa de Nicaragua
La Gritería - Tradición Religiosa de Nicaragua

Se dice que los leoneses instauraron una de las festividades populares religiosas más importantes de los nicaragüenses, después que fue proclamado el dogma de la Inmaculada Concepción de María en diciembre de 1854 por el papa Pío IX.

La Gritería

La Gritería inició en 1857 en León, pero también, se le atribuye a los granadinos, lo cierto es que hoy en día toda Nicaragua celebra las fiestas marianas en honor a la Virgen María, Madre de nuestro Señor Jesucristo. Según algunos historiadores, la tradición de las fiestas marianas se remonta desde hace 447 años, cuando la virgen llegó al país.

En la iglesia San Francisco en San Felipe de León, es el lugar donde se produjo el grito legendario de:

¿Quién causa tanta alegría? al que el pueblo responde:

¡La Concepción de María!

Como han expuesto algunos sacerdotes católicos, con el nacimiento de la orden de los frailes franciscanos en el siglo XIII, se evangelizó al pueblo con el fin de que se proclamara que María fue concebida sin pecado original.

Así mismo, se cuenta que en el siglo XVIII, los municipios de El Viejo, León y Granada se convirtieron en tres centros importantes de propagación de la fe mariana.

Celebración de “La Gritería”

Sin duda alguna, la celebración de “La Gritería” del siete de diciembre constituye una auténtica manifestación de respeto hacia la madre de Jesús en donde participan miles de feligreses y turistas, quienes peregrinan por las calles de la ciudad, y donde hay un altar de la virgen, exclamar el grito, ¿Quién causa tanta alegría? y la familia que ha puesto el altar responde ¡La concepción de María!

Seguidamente entonan los cantos de la Purísima concepción, como: Tu gloria tu gloria, Dulces himnos, Salve virgen bella y muchas mas. Luego reciben presentes o brindis como: caña, alfajores (gofios), ayote con dulce, matracas, canastitas con caramelos y hasta han innovado dar trastos plásticos, comida, etc.

Purísima Concepción de María
Altar de La Gritería a la Purísima Concepción de María

En la capital se expone desde un tradicional hasta un innovador altar en honor a la Purísima, adornado con lucecitas de colores, candelitas, veladoras, hasta queman incienso, según los feligreses para enaltecer a Dios y a la Virgen, otros para purificar y bendecir el hogar.

Quienes celebran en sus hogares a la Purísima, aseguran que esta ha sido una tradición heredada por sus abuelos, por un milagro recibido, y por fervor mariano y que los brindis que se obsequian durante los rezos o la gritería, muchas veces han sido proveídos con el favor de Dios, por sus mismos familiares, amigos, o ahorros que realizan durante todo el año.

Desde las seis de la tarde del siete de diciembre

Por las calles de la ciudad se observan grupos de familia, turistas, amigos, vecinos, que se reúnen para salir a gritar a la Virgen María, recorren la zona donde habitan, cuando todos los altares han culminado sus brindis y cerrado, a las doce de la noche, se culmina la Gritería con fuegos artificiales, coetes, triquitraques, entre otros.

“La Gritería” es celebrada también en las cedes de nuestras embajadas, en el extranjero, donde hay un nica, ahí todo los siete de diciembre, se escuchará el famoso grito a la Purísima Concepción de María.

El calendario católico marca el 08 de diciembre como el día de la Virgen María o la Concepción de María, es día feriado en toda Nicaragua. Pero durante el mes de diciembre e inicios de enero, los rezos en honor a la Concepción de María continúan.

Nicaragua es un país lleno de tradiciones culturales, de historia, un pueblo cristiano, puedes comprobarlo, ¡visítalo!

Mario Lopez