El día 05 de Enero a la 01:18 pm se inició la juramentación de la Nueva Asamblea en Venezuela. Esta hora pertenece y es regida por el Ángel YEIAZEL, presentamos un análisis sobre la influencia de éste Ángel al momento de la juramentación y lo que se puede esperar del él para Venezuela.

El horario de los ángeles es de vital importancia para saber cuando vamos a realizar algo importante, ya que cada uno de ellos nos ayuda para realizar ciertos logros y determinados proyectos en nuestra vidas. La hora en que fueron nombrados los nuevos miembros de la asamblea nacional, el ángel quien rigió por la hora del juramento fue el Ángel YEIAZEL, “el es la clave para descubrir” que deben esperar los venezolanos de ahora en adelante, y hacia dónde se dirige el nuevo destino de Venezuela.

Ángel Yeiazel es el número 40 tabla de los 72 genios de la Cábala

Significa: (Dios que Regocija)

Horario regencia: 13:00 y las 13:20 horas

  • Esta potencia, nos permite liberarnos de nuestros miedos y nuestras tristezas. Nos consuela en el alma y en la mente dándonos la alegría que necesitamos para vivir. Nos inspira mensajes divinos y llenos de luz. El Ángel Yeiazel es la esencia llamada Consuelo o Regocijo. No se trata del consuelo que se tiene contra lo inevitable de un mal, sino del consuelo que se obtiene cuando algo muy esperado se cumple y nuestra alma se regocija porque los esfuerzos desplegados han dado el resultado anhelado.
  • El Ángel Yeiazel rige ese período mágico de descubrir que nuestras plegarias después de tanto tiempo fueron escuchadas y nos da un descanso, para seguir luchando. Digamos que Yeiazel es reparación, regeneración. El hace que el pensamiento y la razón reine sobre las pasiones.
  • El Ángel Yeiazel cuando ingresa produce una gran estampida a los enemigos y estos dan una huida rápida e impetuosa ya que no soportan su presencia, o sea de los obreros del mal, los que nos inducen a crear un mundo y una vida al revés.
  • El número 40 de Yeiazel además nos habla del último día del ayuno, del último año de la travesía del desierto o del último día del diluvio. El es el que marca el final de lo antiguo y el principio de lo nuevo y renacido. El Ángel Yeiazel es el punto final de la antigua creación, la que naufragó en las aguas del Diluvio y es el que propicia el comienzo de la nueva creación que ya no estará dominada por las fuerzas del abismo, y en la que las fuerzas de nuestro creador ocuparán el lugar que les corresponde en la creación del universo.
  • Este genio sirve para liberar a los prisioneros, para tener consuelo y para verse liberado de los enemigos.

Los prisioneros internos son las fuerzas del mal que estaban trabajando en la plasmación de nuestras potencialidades internas para sentirnos tristes, oprimidos y prisioneros de sus deseos.

Pero con la llegada del Ángel Yeiazel, se puede decir éramos de una manera, y a partir de su actuación, seremos de otra. Por consiguiente, debemos liberarnos de las fuerzas que reteníamos dentro de nosotros, de manera que nuestros espacios internos queden libres para acoger a las fuerzas que han de ponernos a trabajar en la nueva creación y el progreso de una nueva sociedad.

Si canalizamos positivamente las fuerzas procedentes de Yeiazel, estaremos finalizando una etapa de sinsabores, de naufragios, de toda clase de penalidades y aparecerá en nosotros el consuelo, el regocijo que nos produce la superación del período en el que los de abajo dominaban.

Con este genio, las dificultades quedan atrás y entramos en una era en la que predominarán en nosotros las fuerzas de nuestro padre creador. Ya que ahuyenta a los enemigos, tanto a los externos como a los internos.

Se necesitan cuarentas horas de plegarias de todas las personas involucradas en el progreso del país. Advertimos que los rezos trascendentes no se limitan a pronunciar ciertas fórmulas escritas, sino a exteriorizar sentimientos y pensamientos hacia la sociedad, con el fin de ayudar a su progreso.

continúa página 2 »



seguir leyendo en página: