Virgen de Suyapa – 266 Aniversario de su Aparición

Virgen de Suyapa

Miles de hondureños de diversas regiones del país y extranjeros se congregan para venerar a la Virgen de Suyapa, en los actos con ocasión de conmemorarse el 266 aniversario del hallazgo de su imagen, hoy a las 12:00 de la noche.

Virgen de Suyapa

Un verdadero desborde de fe y devoción se vive en la apacible aldea Suyapa de la capital, donde gracias a que se prohibió el paso de vehículos hasta la ermita, los visitantes pueden transitar con toda tranquilidad y disfrutar de las comidas y adquirir accesorios religiosos que se venden.

Por más de dos siglos y medio este ha sido el sitio de congregación de la comunidad católica, ya que nacionales y extranjeros asisten con el propósito de honrar a la madre de Jesucristo, la Virgen María de Suyapa.

Este año no es la excepción, la alegría, música y misas engalanan la celebración que se magnificará esta noche cuando artistas nacionales, entre ellos mariachis, llegarán hasta el altar principal del santuario para ofrecerle una serenata a la “morenita milagrosa”, en su cumpleaños.

Las formas de mostrarle amor y reverencia a la patrona de los hondureños son diversas, pero todas llevan como propósito alabar su don de madre y así se demostró ayer cuando la comunidad afrodescendientes presentó sus ofrendas.

Al ritmo de los tambores y coros en su lengua autóctona, jóvenes, adultos y niños cantaron, bailaron, oraron y pidieron que toque el corazón de las autoridades para alcanzar mejores condiciones de vida, porque muchos están en condiciones de extrema pobreza.

En la homilía de la parroquia, el padre Víctor Ruíz, les dedicó que “ustedes son el signo de muchas familias y de otras etnias que necesitan que Dios les haga justicia para que tengan una vida más digna, noble, sobre todo en el ambiente que vivimos, de pobreza, violencia, corrupción, diferencia y hasta deshumanización”.

El ministro de la Secretaría de los Pueblos Indígenas y Afrohondureños, Luis Green, quien participó en la ceremonia religiosa, apuntó que la familia garífuna llegó hasta el santuario de Suyapa para pedirle bendiciones en todo momento.

Estimó que los garífunas superan las 500 mil personas en el país, un diez por ciento de la población, quienes necesitan de tierra y más proyectos de desarrollo para que no se pierda su cultura.