Trabajar antes de 10 a.m. ¿peligroso?

despertarse temprano trabajar

Si todos los días es un sufrimiento para ti despertar temprano, enfrentar un tranque horrible y estar a las 8:00 a.m. en el trabajo, no eres el único. Un académico de la Universidad de Oxford sostiene que el horario laboral de las personas debe ajustarse al ‘reloj interno’ de cada una de ellas, en función de factores como la edad.

Trabajar antes de las 10 a.m. es ¿peligroso para la salud?

Así, indica que el clásico horario laboral de 9:00 a 15:00 tiene altos riesgos para la salud de los trabajadores. Empezar a trabajar antes de las 10:00 es equivalente a la tortura

Forzar al personal a empezar a trabajar antes de las 10:00 es equivalente a la tortura y supone una «grave amenaza» haciendo que los trabajadores tengan menor producción, estén agotados y estresados y se enfermen con mayor facilidad..

Ha declarado Paul Kelley, investigador del Instituto del Sueño y Neurociencia Circadiana de la Universidad de Oxford, en el marco del Festival Británico de Ciencias.

Así, Kelley hace hincapié en la necesidad de un gran cambio social con el objetivo de mover los tiempos de trabajo encajándolos con el reloj biológico natural de los seres humanos.

Ritmos circadianos de las personas

El investigador sostiene que los ritmos circadianos de las personas con menos de 55 años están completamente desincronizados con el horario laboral clásico, es decir, de 09:00 a 15:00 horas.

Basándose en estudios del reloj biológico interno de los seres humanos, Kelley afirma que los niños de 10 años deberían comenzar la escuela a las 8:30, mientras que aquellos de 16 años, a las 10:00 am.

En lo que respecta a los estudiantes universitarios, la hora óptima para comenzar las clases es a las 11:00. El académico sostiene que a partir de los 55, se vuelve a tener el mismo periodo de sueño que con 10 años.

Cabe destacar que, según Kelley, el simple hecho de adaptar el inicio de las clases de manera correspondiente a la edad, mejoraría las calificaciones de los estudiantes en un 10%.

Privación de sueño

Diversos estudios han demostrado que la privación de sueño tiene un gran impacto sobre la salud y está directamente relacionado con enfermedades como diabetes, depresión, obesidad y deficiencias en el sistema inmunológico.

«Este es un problema social enorme (…) el hígado y el corazón tienen patrones diferentes y se les está pidiendo cambiarlos en dos o tres horas. Se trata de un asunto internacional. Tenemos una sociedad con falta de sueño», indica el académico.

La solución, según el investigador, es cambiar el horario de las empresas y escuelas. Con una pequeña alteración de horario, Kelley cree que es posible lograr un rendimiento de hasta 10%.

Relacionado

¿Cómo afectan a mis hijos el horario irregular de mi trabajo?

telemetro.com