Tu casa te delata – Tu hogar es Tu mejor reflejo

Tu hogar es Tu mejor reflejo

Alguna vez te haz preguntado cómo te sientes cuando estás en tu casa, si te gusta estar ahí o si a tus amigos les agrada la idea de visitarte. Si nunca prestaste atención a esto, estás perdiendo la oportunidad de encontrar las respuestas bajo tu propio techo.

Tu hogar es Tu mejor reflejo

Sí, es que el lugar y la forma en que está construido tu hogar, los colores, materiales y adornos que usas para decorarlo, no solo dicen mucho de tu personalidad, sino también de las enfermedades que podrían afectarte y de tu realidad familiar.

La buena noticia: la cura para tus males también podría estar entre las paredes que te acogen cada día.

Todo influye. Alexandra Stahl, arquitecta alemana especializada en Feng Shui en la India, explica que las paredes de una casa determinan el nivel emocional, el techo el nivel mental y el piso el físico, “una casa con las paredes llenas de fotografías de pobreza pueden contribuir a que tú atraigas eso mismo a tu vida”.

La experta en arteterapia Carolina Oropeza, manifiesta que cada color elegido tiene que ver con rasgos de la personalidad, “pero cada tono también determina una forma de solucionar ciertos problemas, ya que si bien los colores no enferman, pueden incidir en los estados de ánimo al exaltar o deprimir”.

La arquitecta Siria García dice que al ser una persona apasionada por su trabajo y la vida, el rojo siempre ocupa una parte importante en los ambientes de su hogar, “detrás de esto se encuentran mis ganas de sorprender, de impactar”, confiesa.

Living – El espacio clave – Para mantener una familia unida

La casa debería ser cálida y al ser el living el corazón de la casa, debe concentrar la energía del fuego, por eso siempre debería tener plantas, porque la energía de la madera nutre el fuego, debe llevar acentos en rojo, ya que reaviva el amor entre los miembros de la familia y también los lazos fraternos con los amigos que visitan el hogar.

“Un living con sillones blanco y negro refleja que el amor familiar no está vigente”.

Lobby – El ingreso a la casa, una invitación

Lo más recomendable es que la casa invite a las personas a entrar y se tome en cuenta aspectos básicos como que el timbre funcione, que haya una planta para elevar el potencial energético desde la puerta, aquí puede ayudar mucho un tapiz redondo rojo que dé la bienvenida, “es parte de la geometría sagrada que eleva los niveles de energía”.

También es recomendable una fuente de agua, para que la vida sea propicia.

Espacios abiertos – Una entrada a la luz y la energía

Las aperturas en una casa son buenas, sobre todo cuando conectan los interiores con naturaleza, ya que ésta se relaciona con la abundancia y la energía, también sería ideal una fuente de agua, “los blindex están perfectos pero siempre son necesarias las paredes sólidas, para lograr un equilibrio entre el yin (paredes) y el yan (aperturas). No es recomendable una apertura frente a un cuadro porque la energía sale por ahí”.

Cuadros- La mejor manera de lograr equilibrio emocional

Las paredes de una casa reflejan las emociones de una familia y esto involucra también a los cuadros que cuelgan de ellas.

Alexandra Stahl dice que no basta con elegir los colores de una pintura, sino incluso saber el origen de la misma, “qué tal si la obra es fruto de un pintor que entra en procesos creativos mientras está en depresión, es algo que influye, siempre hay que preguntarse qué es lo que transmite ese cuadro”.

Tips – Hogar perfecto

Los especialistas hacen algunas recomendaciones para que tu casa sea el lugar donde recargues las pilas y el nido donde tu pareja, tus hijos y tus visitas sientan la unión y la calidez a ‘flor de pared’ (no solo de piel). El color, los materiales y la disposición de los objetos son importantísimos a la hora de replantear lo que deseas para tu vida.

  1. Los Tonos
    La arteterapeuta Carolina Oropeza explica que si bien cada persona debe saber con qué color se siente mejor, hay ciertas pautas: naranja y amarillo para la energía, azul para la tranquilidad, verde para los optimistas, blanco para los analíticos, etc.
  2. Cura Cromática
    Estas particularidades de los tonos hacen que sean recomendables no solo para describir temperamentos sino para sanar ciertos males, por ejemplo, las personas nerviosas no deben abusar del rojo, sobre todo en el dormitorio.
  3. Profundo
    Alexandra Stahl explica que el Feng Shui va más allá de acomodar las cosas a la derecha o izquierda. “Tiene que ver incluso con la geografía de la tierra, por ejemplo la gente cansada puede tener vertientes subterráneas por donde fluye su energía”.
  4. Santa Cruz
    La ciudad que se habita también influye, “Santa Cruz está construida sobre planicie con mucha vegetación, es una ventaja porque la energía, que es equivalente a economía, se agarra de la naturaleza abundante y le ayuda a estar en constante expansión.”
  5. Las Mascotas
    Según el Feng Shui, son energías de fuego consideradas como muy buenas porque absorben la energía nociva que podría estar dirigida a sus dueños. En el caso de los niños, siempre quieren una mascota porque el perro es siempre un importante apoyo emocional.

El Feng Shui no hace milagros, pero cambia la energía para resolver problemas

El Feng Shui es un arte que toma las leyes del Universo

Que agarra la geometría sagrada, la enseñanza de la astrología, la astronomía, los cinco elementos y los traslada a la tierra. Esta enseñanza del universo la utilizamos para cambiar las energías de la casa si es que ya está construida o para concebir una casa; el Feng Shui tiene que ver con las energías de los espacios y cómo éstas afectan a las personas.

Se trata de la curación del alma para el ser humano y es un conocimiento muy antiguo que tiene el propósito de despertar la conciencia del hombre y de ahí se conjuncionan con el Feng Shui todas las leyes del universo y la geografía de la tierra, ya que afectan la forma de las cerros, lagos, etc.

Hoy en día hay ciudades que recurren al Feng Shui para planificar una estructura urbana, también existen empresas que utilizan estos conocimientos para generar un mejor clima laboral, además de rendimiento y salud de los trabajadores. Una casa o una oficina pueden sanar o enfermar, de acuerdo a la disposición de los objetos, de la construcción y a los colores que se utilicen.

El Feng Shui ayuda a detectar y contribuye a modificar situaciones físicas o emocionales

Como por ejemplo el problema de la infertilidad o la escasez, no actúa como un milagro, pero ayuda a cambiar el estado de ánimo, la actitud de las personas que se convierten en protagonistas de un cambio en su vida a través de un uso óptimo de su propia energía.

Por ejemplo, el Feng Shui permite incluso en una casa vacía saber las dolencias físicas, emocionales y económicas por las que atraviesa una persona o una familia.


Alexandra Stahl – Experta en Feng Shui